Liposonix en Clínicas Diego de León: una alternativa a la liposucción convencional

Liposonix es el tratamiento de medicina estética que se ha erigido en la alternativa a la liposucción tradicional para aquellos pacientes que tengan cúmulos de grasa focalizados.

En la actualidad Liposonix se utiliza para eliminar grasa sin necesidad de pasar por el quirófano.

Su tecnología avanzada se basa en los ultrasonidos, capaces de destruir la grasa por completo en una sola sesión. Concretamente, se encarga de eliminar los adipocitos a través del calor que penetra en la piel sin dañarla a través de impulsos térmicos. Se puede aplicar tanto en el abdomen como en los glúteos, muslos, brazos e incluso flancos. Esta eliminación de grasa focalizada repercute directamente en el volumen corporal, es decir, que los pacientes normalmente pierden una talla con tan solo una sesión de media hora aproximadamente, es decir, unos tres centímetros de cintura. Los resultados son visibles en apenas unas semanas.

Los resultados se perciben de forma progresiva en pocas semanas. A partir del primer mes tras la realización del tratamiento, los resultados son cada vez más evidentes. Y lo mejor es que el efecto llega a ser impactante sin perder la naturalidad. Otra de las ventajas es que los adipocitos no vuelven a reproducirse.

Una de las cosas que más preocupa a los pacientes que se someten a este tratamiento es si las células adiposas volverán a reproducirse con el paso del tiempo. El doctor Miguel de la Peña de las Clínicas Diego de León se muestra tajante, “los resultados del Liposonix son definitivos.” Únicamente se recomienda que el paciente mantenga un estilo de vida saludable.

Otra de las ventajas que ofrece el Liposonix es su capacidad para combatir la flacidez gracias al calor que irradia. Además ayuda a reactivar el colágeno y la elastina, que son los responsables de que la piel luzca tersa y rejuvenecida.

Medicina estética Vs. Cirugía estética
Este tratamiento se trata de una técnica de medicina estética, lo que permite a los pacientes retomar su vida normal inmediatamente después del tratamiento, sin necesidad de guardar reposo y sin sufrir molestias específicas. Tampoco deja cicatriz ni marcas. Por todas estas razones, el Liposonix se sitúa en el top five de los tratamientos corporales más demandados por los pacientes especialmente a partir de los 30 años. Y lo reclaman por igual tanto hombres como mujeres.


Fuente original: Comunicae.es.

comunicae