Cirugía de cataratas: Nuevas técnicas para eliminarlas eficazmente con menos riesgos y complicaciones

La facoemulsificación es, hasta ahora, la técnica habitualmente más usada para remover las cataratas. Emplea energía ultrasónica para fragmentar la opacidad y, mediante una incisión, retirarla del ojo con una cánula para luego introducir un lente intraocular.

Pero la revolución en el mundo de la medicina no cesa, la necesidad de reducir al mínimo el tiempo de recuperación del paciente tras esta cirugía ha dado como resultado las técnicas de microincisión bimanual, un avance en la operación de cataratas que garantiza una recuperación rápida y un impacto muy favorable en la evolución del paciente operado de cataratas.

Microincisión bimanual, menor traumatismo y riesgos reducidos
“Cirugía de cataratas sin suturas, sin pinchar ni tapar el ojo, con una recuperación visual casi inmediata. Las técnicas de microincisión bimanual son más efectivas y seguras, consiguiendo mayor comodidad para el paciente y una recuperación visual y funcional más rápida que con las técnicas convencionales”. Esta ha sido una de las conclusiones de los especialistas que han asistido al 43 Congreso de la Sociedad Catalana de Oftalmología, donde se han analizado a fondo estas técnicas, su incorporación al mundo de la cirugía oftalmológica y sus amplios beneficios sobre el paciente.

Las técnicas de microincisión bimanual se lleva a cabo con anestesia tópica y, en la mayoría de los casos, ni siquiera es necesario pinchar el ojo para aplicar anestesia regional. Las incisiones que se realizan son tan pequeñas que las mismas se autosellan de manera efectiva, disminuyendo la manipulación de la zona.

Carlos Verges Roger, especialista en cirugía de cataratas de la clínica barcelonesa Área Oftalmológica Avanzada, tiene más de 10 años llevando a cabo estas pioneras técnicas. Este profesional revela los beneficios de este procedimiento sobre el paciente: “lo que se consigue es reducir al mínimo el traumatismo sobre el ojo, logrando que la recuperación sea mucho más rápida y que la cicatrización sea muy efectiva. El paciente se siente más cómodo durante la cirugía, sale de la intervención viendo y sufre de un impacto mucho menor”.

Aclara que, para garantizar la máxima eficacia de las técnicas de microincisión manual en la operación de cataratas, es básico acudir a un cirujano diestro y altamente especializado, solo así se conseguirán incisiones realmente pequeñas y un resultado correctivo adecuado.

No hay duda de que este avance en materia de corrección quirúrgica de las cataratas representa un gran beneficio y un menor riesgo para todos aquellos pacientes que deben someterse a esta intervención.


Fuente original: Comunicae.es.

comunicae